¿Qué más da quién sujeta la correa?

Ahora tenemos a toda la sociedad excitada. Pasan el día debatiendo, reclamando e, incluso, exigiendo un cambio en el amo que maneja la correa. Y es que resulta que, como el rey ha abdicado, tenemos que exigir el derecho democrático a elegir quién decide qué oligarca puede explotarnos y cómo.

Porque, lectores mios, ese es el verdadero trabajo del jefe de Estado en un Estado capitalista. Cerrar negocios con grandes oligarcas, mejorar las relaciones empresariales con el extranjero y, si se llega a necesitar, mandar al ejército a matar un poco y a explotar otro poco con el fin de ampliar el mercado y abrir nuevos mercados que poder explotar. O sea, más precariedad para quienes no sean burgueses.

Que sí, que los comunistas somos unos plastas. Que si burgueses, que si trabajadores. ¡Qué anticuados! Parece que no nos queremos dar cuenta de que ahora no existen clases sociales. Sólo somos ciudadanos.

Bueno, pues resulta, que al señor Botín lo diferencia algo de mí. Y no es la pasta que tiene (que también). Él es burgués; es dueño de medios de producción. Y eso es malo (para nosotros, claro; para él es la bomba). Y os voy a explicar qué cosa tan mala nos hace a los trabajadores.

Imaginemos que ese señor paga a sus empleados 3 euros la hora. Así mismo, la empresa produce 10€ de mercancías por hora y por trabajador. Pues resulta que todo el mundo dice que los empleados cobran 3 euros a la hora. ¿Sí, no? Yo lo que veo es que este señor, por cada 10€ de trabajo, les paga 3€. O sea que les roba 7€.

¡Oye! Que sin él no tendrían trabajo, ¡que él es el dueño de las máquinas! Ya, y esas máquinas hay que comprarlas. ¿Con qué dinero las ha pagado? Hay varias respuestas:

  1. Herencia familiar: Este señor procede de una familia que obtuvo sus riquezas o bien explotando trabajadores o bien expoliando colonias (o sea, explotando trabajadores colonizados).
  2. Crédito bancario: Podría ser un medio legítimo, ¿no? Arriesgo el dinero de mi futuro para montar un negocio. Obviando el asunto de lo poco justo que es que una persona deba de arriesgarse a que su familia tenga que dormir bajo un puente para que pueda vivir con dignidad, tenemos algo que parece pasar desapercibido: ¿con qué dinero se paga el crédito? Con las ganancias de la empresa, ¿verdad? O sea, con los 7€ de cada 10€ que se les roba a los empleados. O sea que las máquinas no las paga el burgués, sino que lo pagan los empleados.
  3. Que te toque la lotería: bueno, este método podría valer; pero el dinero de la lotería no es infinito. Además, esta opción es marginal así que si se desprecia durante el análisis no se alteraría el resultado.

Es decir, el burgués nos roba, nos explota y, encima, le dejamos que nos gobierne “por nuestro bien”.

Sinceramente, estas personas no son la clase de persona que quiero que decidan mi educación, ni mis derechos salariales, ni nada mio. Y, echando al rey es lo que conseguimos. Lo curioso, es que si no lo echamos también es así. O sea que, ¿para qué vamos a discutir si se tiene que quedar o no si, en el fondo, el resultado da igual?

Sólo queda una conclusión: la Tercera será socialista.

bandera-nacional-o-bandera-republicana1

Leave a Reply